Un warao fue el más votado de los rojos para la Asamblea Nacional

11 dic Un warao fue el más votado de los rojos para la Asamblea Nacional

amado

 

Delta Amacuro vuelve a sacar el diputado chavista más votado en elecciones parlamentarias. Con 77,01% de los votos a favor, Amado Heredia se impuso como asambleísta rojo rojito.

Es nativo de la etnia indígena warao y profesor de ciencias naturales de la Universidad Pedagógica Experimental Libertador (Upel). Tiene 46 años y ha ocupado cargos de concejal y alcalde en el circuito 2 –municipios Antonio Díaz y Casacoima-, donde disputó la candidatura a la Asamblea Nacional.

En las parlamentarias de 2010, salvando las diferencias entre los procesos comiciales, Delta Amacuro también aportó el mayor porcentaje de votación para un candidato nominal chavista. La diputada saliente Loa Tamaronis sacó 79,75% en el mismo circuito 2, ese año. Esto se debe al índice poblacional que corresponde a cada circunscripción y a la distribución de los diputados que hace el Consejo Nacional Electoral.

Para ilustrarlo mejor es preciso señalar que un candidato cuesta menos, en término de votos, en este estado. Un ejemplo de esto es que mientras Heredia obtuvo 16.542 votos que corresponden al 77,01%, de acuerdo con la base poblacional de Delta Amacuro, Elias Jaua, uno de los liderazgos emblemáticos del chavismo, solo obtuvo el 28,15% con 116.653 votos.

El respaldo electoral del recién diputado electo proviene mayoritariamente de la población indígena. “Mi vida política ha estado sustentada en el mundo warao. Yo soy warao, viví más de 30 años con los hermanos indígenas en San Francisco de wayo”, dice vía telefónica a Efecto Cocuyo.

En un video en el que aparece junto al diputado por lista Pedro Carreño, quien fue reelecto para un segundo período en la AN esta vez por Delta Amacuro,  se le escucha pronunciar su discurso en dialecto warao en un acto del Comando Bolívar-Chávez.

De hecho, una de sus principales propuestas al Parlamento es la reactivación de la educación intercultural bilingüe.

“Tenemos que tratar de profundizar y mejorar la educación; el Estado está en la obligación de revisar y rectificar algunas cosas. Yo soy educador y cuando era alcalde (2004-2008) construí 42 escuelas en el municipio Antonio Díaz, que ahora requieren de asistencia. La educación intercultural bilingüe se tiene que retomar, porque somos un país pluricultural y eso se ha venido debilitando”, afirma.

-¿En la nueva Asamblea Nacional habrá negociación o más confrontación?

-Si la oposición viene con una actitud igual a la que asumió el 12 y 13 de abril va a encontrar a una Asamblea, por muy poca que sea, dispuesta a confrontar. Ahí vamos a defender nuestros criterios. Pero si vienen con la intención de conversar habrá disposición de generar una convivencia sana. No nos hemos reunido con el partido, espero que pronto lo hagamos para evaluar lo que haremos. Debemos aceptar como demócratas que ellos son mayoría, pero no pueden abusar de la Constitución. Dentro de la Constitución todo, fuera de ella nada.

-¿Estaría de acuerdo con la Ley de Amnistía?

-Hay sus excepciones. Cada caso es diferente. La Ley de Amnistía no puede favorecer a un Leopoldo López que es responsable de 43 muertes. Pero sí puede favorecer a otro actor.

-¿Cuáles son las fallas de la “Revolución”?

-Hay cualquier cantidad de críticas, yo creo que tenemos que hacer una autocrítica sincera. Pero más que fallas, tenemos que considerar el ataque bestial que ha tenido la economía del país y que el Gobierno no estaba preparado para confrontarlo. Tenemos que superar esas debilidades y planear una ofensiva que garantice la alimentación y las necesidades básicas al pueblo.

Los que repiten

Así como algunos asumen por primera vez el poder en la AN,  otras caras repiten. Las más representativas son Diosdado Cabello, Earle Herrera, Pedro Carreño, Tanía Díaz, Darío Vivas y Saúl Ortega.

Aunque lograron la reelección, lo hicieron con menos votos porcentualmente. Por ejemplo, Diosdado Cabello sacó 45,56 % cuando en 2010 concentró el 58,72%. Earle Herrera pasó de 44,96%, en 2010, a 34,39% este año. Y Darío Vivas de 45,56% a 41,45% este 6D.

Información de Efecto Cocuyo.

 

Imagen123